lunes, 29 de junio de 2009

la ruta de la seda

Mi piel no tenía planeado
mirarte de esa manera
tan profunda, directa
cruzando sin previo aviso
una a una tus fronteras

Apenas fue consciente
de saberte ya tan cerca
se apropió del salvoconducto
para circular sin barreras
por el altas de tu vientre

Hizo un quiebro hacia tu espalda
esquiva al primer instante
escalando suave y dichosa
respirando,
entre los cerros de tus vértebras

Desembocó en tu nuca
en un aleteo hermoso
resbalando traviesa
hasta el perfil de tus lóbulos

Y giró, casi inquieta
por el relieve áspero
de ésos pómulos
redondos, pluscuamperfectos
que coronaban imponentes
el rostro de tu belleza

Hilvanó con parsimonia
un descenso envolvente y mágico
para terminar,
descansada
en el umbral de tu boca

13 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Título y poema se dan la mano felices.

Precisión y belleza.

Besos.

POLIDORI dijo...

De sencillez aparente y sensualidad persistente.

Saludos.

virgi dijo...

Un recorrido minucioso y sensual. Tus palabras evocan la piel del amor.
Un beso

Miguel Baquero dijo...

No comento porque en realidad no entiendo de poesía, pero me alegre verte con tanta inspiración

siempreconhistorias dijo...

Qué bien... Qué envidia... Qué preciosidad... Qué...
Un beso.

Antón Abad dijo...

El recorrido parece interesante, pero es el paso el que lo hace aún más tentador; no suelen hacer falta mapas para estas magníficas excursiones; creo que llevamos incorporado un GPS de serie para algunos itinerarios.

mi nombre es Alma dijo...

En ese instante, la piel parece tener vida propia.

Saludos

Sexy Sadie dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Aldabra dijo...

un viaje sensual... es que los cuerpos son un excelente viaje para emprender excursiones.

bicos,

p.d.: mi último poema, todavía sin publicar (podrás leerlo pronto si así lo deseas) también va de un viaje por el cuerpo... curioso.

Raúl dijo...

No sé si de la edad o de cualquer otra maravilla, pero la ruta elegida, de lo más física, es atrayente de verdad.

ybris dijo...

Viajes seductores.
Seguramente por no estar planeados.
Es el encanto erótico de ciertas sorpresas.

Besos

Reyes dijo...

Me gusta llegar a lo sensual con cuatro o cinco estrofas como las tuyas.
Yo tampoco entiendo de poesía pero es que la poesía no es para entenderla , creo.
Mejor sentirla.

Juanjo dijo...

Ha sido un placer recorrerla.

Besos.